Ejercicio

Cómo hacer la sentadilla isométrica para ganar resistencia muscular y conciencia corporal

Logra ponerte en forma y desarrolla mayor resistencia con esta técnica

Cómo hacer la sentadilla isométrica | Descubre a hacer sentadillas en casa.
Cómo hacer la sentadilla isométrica | Descubre a hacer sentadillas en casa.
Candela González
Escrito en Ejercicio el

Esta forma única de ejercicio ha ganado popularidad entre los entusiastas del fitness y los profesionales de la salud por sus beneficios notables. Aquí te contamos todo lo que necesitas saber para incorporar la sentadilla isométrica en tu rutina y potenciar tus resultados.

La sentadilla isométrica es una variante de la sentadilla tradicional en la que te quedas en una posición fija durante un período de tiempo. Al permanecer en una posición estática, los músculos trabajan continuamente para mantener esa postura.

A diferencia de las sentadillas convencionales que implican un movimiento ascendente y descendente, la sentadilla isométrica se centra en mantener una posición de cuclillas específica. Esto desarrolla la resistencia muscular, fortaleciendo cuádriceps, isquiotibiales y glúteos.

La posición de cuclillas fortalece los músculos estabilizadores alrededor de las caderas, rodillas y tobillos, mejorando significativamente la estabilidad general. Esta variante desafía tus músculos de manera única.

Cómo hacer la sentadilla isométrica

  • Posición inicial: Colócate de pie con los pies separados al ancho de los hombros. Desciende hacia una posición de cuclillas como si fueras a sentarte en una silla, manteniendo la espalda recta.
  • Postura sostenida: Mantén la posición de cuclillas durante el tiempo deseado. Comienza con 15-30 segundos y aumenta gradualmente.
  • Forma importante: Asegúrate de que las rodillas no sobrepasen los dedos de los pies y que la espalda esté recta. Mira hacia adelante y mantén los abdominales contraídos.

Por último, al tener que prestar atención a la forma y postura, la sentadilla isométrica aumenta la conciencia corporal y la conexión mente-músculo.

Añadir la sentadilla isométrica a tu rutina es sencillo. Puedes realizarla como parte de tu calentamiento, al final de tu entrenamiento o como ejercicio independiente. Logra experimentar con diferentes variaciones y descubre cómo este ejercicio puede transformar tu resistencia muscular y conciencia corporal.

Google News

MÁS INFORMACIÓN

Botana para medio tiempo

Quítate el modo cansado con estos tips

Quítate el modo cansado con estos tips

Teterías: Estás son las 2 mejores en CDMX

Teterías: Estás son las 2 mejores en CDMX

Haz tu propia cajeta VEGANA

Haz tu propia cajeta VEGANA

Amparo Dávila: aquí nació la escritora y cuentista mexicana

Amparo Dávila: aquí nació la escritora y cuentista mexicana