Televisión

CINE

¿Ganas de más F1? Netflix te trae más adrenalina con esta película

Si quieres aprender un poco sobre el pasado de la máxima categoría del automovilismo, esta cinta es para ti.

Netflix te salva con esta cinta si te quedaste con más ganas de F1.Créditos: Especial
Escrito en TELEVISIÓN el

Hace 50 años la F1 no era del deporte que ahora todos conocemos: los pilotos metían mano en los automóviles; los carros no eran mitad computadoras, las muñecas de los corredores eran más relevantes. Si después del Gran Premio de Canadá, que ganó Max Verstappen, te quedaste con ganas de más adrenalina, Netflix te trae esta película. 

Si tus dedos ya se cansaron de cambiar muchas veces de canal porque no hay nada en la televisión, mejor pon esta plataforma de streaming y dale play a Rush, pasión y gloria, una cinta que dejará observar como era el deporte motor hace medio siglo y quiénes ayudaron a construir la historia de la categoría. 

Si aún no estás convencido de verla, debes saber que aborda la feroz batalla que hubo entre dos pilotos con filosofías diametralmente opuestas por la vida y la conducción, por ser campeones del mundo. De acuerdo con la revista GQ, está en el top 92 de las 100 mejores producciones de acción de todos los tiempos. 

¿Ganas de más F1? Netflix te trae más adrenalina con esta película 

Te guste o no la Fórmula 1, es una cinta que vas a entender. No necesitas saber nada del deporte actual para disfrutarla, pero si conoces algo de su historia, aprenderás sobre uno de los accidentes más sonados en la parrilla. Está protagonizada por Chris Hemsworth, quien hace del piloto James Hunt y por Daniel Brühl, que actuó como el histórico Niki Lauda. Ambos corredores ya fallecieron en la vida real.

Se basa en la temporada de 1976 y aunque el factor principal era ver quién se alzaba como el mejor piloto, también muestra el accidente del Gran Premio de Alemania de ese mismo año, donde Lauda sufrió quemaduras en rostro y cabeza tras haber impactado en la pista. 

Lauda siempre fue un tipo cerebral, enfocado en su éxito y de bajo perfil; por otro lado, Hunt disfrutaba ser el centro de atención y confiaba tanto en su talento que podía no poner el máximo esfuerzo en su entrenamiento para destacar. 

Estarás inmerso en una batalla de egos, de amistad, de autos, que no te dejarán respirar durante los 122 minutos ye dura la cinta. Así que si te quedaste con más ganas de F1, checa esta película que Netflix tiene para ti.

Temas