Farándula

CINE MEXICANO

Cine de Oro: ¿Qué decía la última carta que Pedro Infante dejó a sus seguidores?

Uno de los artistas quizá más ligados a sus seguidores es Pedro Infante, quien en algún momento dejó una carta a aquellos que siguieron su carrera.

Pedro Infante.Así es como el cantante se "despidió".Créditos: Sandra Ríos
Escrito en FARÁNDULA el

Una de las figuras más importantes para el Cine de Oro sin duda fue Pedro Infante, a razón de ello, muchas personas lo recuerdan con cariño y respeto debido a que se supo ganar la admiración con papeles muy cercanos a la gente. Por ello, llama mucho la atención la última carta que Pedro Infante dejó a sus seguidores. 

El histrión de la época dorada del cine mexicano al parecer se tomó el tiempo para enviar algunas palabras de aprecio a sus fans que nunca lo dejaron solo durante el tiempo que formó parte de la industria cinematográfica. 

A muchos les pareció premonitorio e incluso como una especie de despedida final esta misiva a la que se le tituló "Historia de mi vida" y que se publicó en el periódico "Última hora" el 10 de enero de 1957, tres meses antes del fatal accidente que sufrió a bordo de un avión. 

Algunas de las frases que compartió dejaron huella entre su público, además de que también dio algunos detalles sobre su vida, como que aprendió a leer y escribir a la edad de 24 años, razón por la que ahora se disponía a celebrar ese triunfo dedicándoles una carta. 

Pedro Infante

"No pude aprender a leer y escribir de chamaco, porque la necesidad me lo impidió. Soy uno de Uds. Nací pobre y a mucho orgullo. El tercero de nueve hermanos y desde los siete años pues me dije, “hay que trabajar” para ayudar al sostén de mi hogar", dijo el actor.

Pedro Infante y la misiva que dedicó a sus fans llena de amor y sentimiento

En la carta, el actor del Cine de Oro contó que gracias a su primer oficio aprendió a cantar:

"Antes de aprender un oficio, tuve que aprender a trabajar. Mis primeros pesos los gané como mozo en una casa de arados. Trabajé allí tres años. Ándale Pedro -pensaba- hay que escoger un oficio. Así no vas a llegar a nada”. Y un buen día me puse a aprender carpintería. Y vean lo que son las cosas, mis cuates, sin la carpintería jamás habría sido cantante y mucho menos actor", compartió. 

A los 15 años en la carpintería aprendió a cantar y además, se fabricó su primera guitarra; estuvo en la orquesta "La Rabia" y después en "La Estrella". Así, por su talento, le sugirieron ir a la Ciudad de México, y eso fue lo que hizo. 

"Historia de mi vida"

"Quiero decirles otra cosa. Nunca me crean un artista que ha triunfado. Soy uno de Uds. y quiero seguir siendo uno de Uds. Gano dinero, tengo automóviles, me gusta manejar mi propio avión; pero adentro, en el corazón no he cambiado. Nunca me avergonzaré de decir que fui muy pobre. Nunca se avergüencen Uds. de serlo", remató el actor. 

Sin duda, esta  última carta que Pedro Infante dejó a sus seguidores demuestra cómo es que el histrión se ganó a la gente con su sencillez y también con su humildad; esta misiva fue una especie de sincera despedida que dejó huella meses antes de su fallecimiento.