Farándula

SERIES

El Chavo del 8: ¿Qué fue de 'Chente', su amigo invisible?

El Chavo estuvo rodeado de amigos, pero uno de ellos nunca se vio ante las cámaras y si no sabes quién era, aquí te lo comentamos.

Escrito en FARÁNDULA el

El Chavo del 8 siempre fue, a pesar de todas las circunstancias, muy querido y lleno de amigos; sin embargo, había un personaje que todos creíamos que no existía o vestía la capa de invisibilidad de Harry Potter porque cuando le hablaba el niño de la torta de jamón, lo hacía a la nada. Su nombre era 'Chente' y si quieres saber de quién se trata, aquí te contamos. 

Muchos también pensaron que se trataba de un amigo imaginario y podría no ser descabellado porque en la serie, Roberto Gómez Bolaños hace de un niño y a esa edad la imaginación está más viva que nunca. No obstante, fue el mismo 'Chespirito' el que dio a conocer quién era este personaje y está muy ligado con el origen del Chavo. 

Este transparente amigo aparecía cada vez que el Chavo era agarrado con las manos en la masa: cuando alguien descubría que estaba haciendo de las suyas, solía manifestar que lo había hecho por influencia de esta persona que decía que era su amigo. Aunque suena tétrico, la verdad es que la historia te hará sentir más tristeza que miedo.

¿Qué se sabe de 'Chente', el amigo del Chavo del 8? 

Muchos de los mitos que envuelven a esta icónica serie de la televisión mexicana los tuvo que develar Bolaños tiempo después y no a través de las cámaras, sino de las páginas de un libro. Esta obra se tituló El diario del Chavo del 8 y se volvió canon en el universo de este programa. 

'Chespirito' ya había escrito en esas mismas páginas que el Chavo llegó a la vecindad luego de que su mamá lo abandonará en una guardería y después pasara a un orfanato del cual se escapó porque era maltratado por la mujer que estaba a cargo de este lugar. 

Mientras vivió en ese orfanato conoció a un niño más grande que él que se llamaba Chente y se hicieron amigos. Sin embargo, era una persona muy enfermiza y lamentablemente perdió la vida. Bolaños no dio detalles de cómo sucedió, pero sí sabemos que El Chavo no inventaba a un amigo, sino que lo veía en cada una de las aventuras que tenía.