Noticias

Miguel Layún jugó completo en el empate del Sevilla

Un encuentro donde no se produjeron goles

Este martes Deportivo La Coruña y el Sevilla del mexicano Miguel Layún no pasaron de empate en una lucha que se escenificó en las porterías, en marco del inicio de la jornada 33 de la liga española.

Las acciones se escenificaron en el estadio Abanca-Riazor, donde los visitantes buscaban tres puntos que los ayudaran a entrar en puestos de Europa y a los coruñeses a quedarse a dos puntos de la permanencia.

Pero el partido no salió para ninguno de los dos y destacaron las paradas de Rubén Martínez y de David Soria en un encuentro que fue de alternativas tras el descanso y que acabó con los dos equipos volcados para romper unas tablas que nunca se deshicieron.

Por el Sevilla, el mexicano Miguel Layún fue titular, jugó los 90 minutos y recibió amarilla al 74, pero como era de esperarse, la escuadra sevillana dio prioridad a la final de Copa del Rey que será el próximo sábado ante el Barcelona. Para el Deportivo, la final era la cita con los andaluces.

Después de haber ganado otras dos (Málaga y el Athletic) tras la peor serie de partidos sin ganar de toda su historia en Primera División con 15, los coruñeses tenían la oportunidad de acostarse a dos puntos del Levante.

A pesar de las rotaciones y de mensajes de amistad en las redes sociales, el Sevilla dejó claro desde el principio que no llegaba de paseo a Riazor, que iba a presentar batalla. En el primer minuto, un choque entre Geis y el exsevillista Krohn-Dehli dejó a este tocado y le obligó a pedir el cambio antes del descanso.

También lo buscó Guido Pizarro con un remate a córner en el segundo palo tras una salida a destiempo de Rubén, que enmendó el error tapando posteriormente el remate del argentino.

Los coruñeses apenas fueron capaces de hacer cosquillas al Sevilla antes del descanso y, cuando se acercaron a la meta, apareció Soria para sacar un disparo de rebote de Lucas Pérez al 29 o un remate de primeras de Adrián a pase de Lucas al 35.

Los locales empujaron cuanto pudieron, pero otra vez la madera volvió a cruzarse en su camino esta temporada a los 88 minutos en un disparo del costarricense Celso Borges y el partido murió con alternativas en ataque y un empate que no deja satisfecho a ninguno, y más a los dueños de casa que buscan la permanencia.


Etiquetas

Artículos Relacionados

Close