Internacional

Multan a la Confederación Brasileña por incumplir protocolos sanitarios en la Copa América

El máximo organismo brasileño no respetó las medidas recomendadas

Después de un descafeinado torneo y de un cuestionable nivel, la Copa América culminó en el mítico Maracaná con la victoria de Argentina sobre Brasil por 1-0, teniendo así un nuevo logro para un Lionel Messi que nunca antes había cosechado un título con la Selección sudamericana a nivel absoluto. No obstante, no todo fueron festejos y lo anterior guarda relación con una llamada de atención que tiene que ver con el Covid-19.



Más Futbol en video


VER MÁS: ¡Derrotaron a su rival en el Wembley! Italia vence a Inglaterra y se corona campeón de la Eurocopa en la ronda de penales

Y es que, de acuerdo con el Departamento de Salud de Río de Janeiro, la Confederación Brasileña de Futbol recibió una multa de 54 mil reales (alrededor de 10 mil dólares) por la ciudad en turno debido a las infracciones sanitarias que se cometieron a lo largo de la final de la Copa América ocurrida el sábado pasado, lo cual podría traer consigo nuevos casos de Coronavirus en el lugar.

Hubo aglomeraciones en los accesos al estadio generados por la desorganización en el registro de invitados, ya que no hubo escalonamiento de la hora de llegada al partido, además de la insuficiencia de la estructura de recepción montada por el organizador (…) No hubo tests a los invitados en la sede del partido, mediante búsqueda de antígenos por hisopo, según lo acordado por el organizador en el Protocolo Sanitario presentado para aprobación por el SMS (Secretaría Municipal de Salud)”, menciona parte del comunicado.

La información detalla que las infracciones se produjeron fuera del estadio; es decir, tanto antes como después de la final de la copa América. Esto se debe a la cantidad de personas que asistieron al lugar sin mascarillas y sin el distanciamiento social establecido por las autoridades en pro de controlar la difusión del Covid-19, esto a la par de los falsos exámenes médicos que muchos aficionados entregaron en torno a un posible contagio positivo.

Vale destacar que, previo a la final, la ciudad de Río de Janeiro permitió un acceso del 10% ciento al interior del Maracaná, cantidad que representaba alrededor de seis mil 500 personas dentro del recinto. La situación se salió de control después del silbatazo final, pues la gran mayoría de los aficionados argentinos celebraron el resultado en las calles sin las medidas recomendadas expuestas previamente.



Artículos Relacionados

Back to top button